Make your own free website on Tripod.com

Muchas usuarias de anticonceptivos los rechazarían si conocieran efectos abortivos

MADRID, 05 Dic. 05 (ACI).-Un alto índice de mujeres rechazaría algunos métodos anticonceptivos si recibiera una información más completa sobre sus efectos abortivos, según revela la tesis doctoral de Cristina López del Burgo, licenciada en Medicina y Cirugía por la Universidad de Navarra y especialista en Medicina Familiar y Comunitaria.

La investigación, "Planificación Familiar y Consentimiento Informado", ha sido defendida por la nueva doctora en la Universidad de Navarra y recoge una encuesta a 600 usuarias de centros de salud de Pamplona.

La tesis presenta las evidencias de los mecanismos abortistas de los anticonceptivos orales, la píldora del día después, el dispositivo intrauterino (DIU) y la influencia de conocer estos efectos cuando la mujer elige un determinado método. Según la nueva doctora, "hay evidencias de que estos tres métodos pueden, en ocasiones, actuar después de haberse producido la fecundación; es decir, pueden tener un efecto abortivo precoz".

El trabajo muestra que sólo el 6,7 por ciento de las 600 encuestadas conoce todos los posibles mecanismos de acción de la píldora del día después y menos del 5 por ciento conoce todos los mecanismos de acción de la píldora anticonceptiva y el DIU. Es decir, el 93 por ciento ignora los efectos de la píldora del día después y el 95 por ciento los del DIU.

La investigación de López del Burgo revela asimismo que el 40 por ciento de las encuestadas descartaría el uso de un método de planificación familiar que puede actuar, en ocasiones, tras la fecundación. Un 57 por ciento no lo utilizaría si el método actuara después de la implantación.

Los resultados permiten a la investigadora recomendar que "para garantizar el derecho de toda mujer a elegir libremente, debería, al menos, mencionarse la posibilidad de que estos métodos actúen después de la fecundación y proporcionar después las evidencias científicas que existen en la actualidad a aquellas mujeres que así lo soliciten".

En el mismo trabajo, la investigadora sugiere “plantear la obligatoriedad de la firma de un consentimiento informado cuando se prescriben estos métodos, puesto que tienen claras implicaciones éticas que afectan a las mujeres que consideran importante el respeto a la vida desde su comienzo".

Nuevos estudios constatan los efectos devastadores de la píldora abortiva


La mortalidad con la RU-486 es diez veces mayor que en abortos quirúrgicos

PISA, lunes, 5 diciembre 2005 (
ZENIT.org).- El «New England Journal of Medicine» acaba de publicar un estudio según el cual el riesgo de mortalidad provocado por la píldora RU-486 --la píldora abortiva-- es muy superior al aborto quirúrgico.

Un editorial del profesor M. Greene, director de Obstetricia en el Hospital General de Massachusetts, Boston, publicado en la prestigiosa revista médica indica que, a igual periodo de gestación, la mortalidad por aborto con RU-486 es diez veces mayor que por aborto quirúrgico.

No es el único estudio que advierte sobre los peligros de esta píldora. En una entrevista concedida a Zenit, el doctor Renzo Puccetti especialista en Medicina Interna de Pisa, cita un estudio del «Centro Cochrane» de China que, basándose en 101 estudios publicados, concluye que con la RU-486 se producen más hemorragias, más dolor, más fiebre y vértigos, y una duración de las pérdidas de sangre seis veces y medio superiores que con el aborto quirúrgico.

Una investigación estadounidense, publicada también en el «New England Journal of Medicine», en 1998, por Irving M. Spitz y otros, indicaba que las pérdidas de sangre relacionadas con el uso de esta píldora a base de Mifepristone es de treinta y más días, en el 9% de las mujeres.

Según Puccetti, además, con esta píldora está especialmente amenazada «la integridad psíquica de la mujer». «Un estudio, especialmente proyectado para comparar el impacto psicológico de los dos tipos de interrupción del embarazo puso de manifiesto que las mujeres califican al primero como más estresante, sobre todo al ver el producto de la concepción, muerto, salir de su cuerpo (Slade P y otros. “Br J Obstet Gynaecol”. 1998. 105(12):1288-95)», añade el médico.

Puccetti explica también que este tipo de aborto «no ha sido preferido mayoritariamente por las mujeres, señal de que en sí no presenta una mayor tolerabilidad psicológica» (Henshaw RC y otros. BMJ. 1993 Sep 18;307(6906):714-7); (Crenin MD Contraception 2000 Sep; 62:117-124).

Amenazas a la integridad psicológica han sido detectadas también por el profesor Piergiorgio
Crosignani, uno de los primeros en experimentar la píldora RU-486 hace más de veinte años, quien declaró a Zenit que «con la píldora, la mujer aborta en tres días y esto es muy penoso, tanto que yo digo que la píldora es invasiva desde el punto de vista psicológico».
ZS05120507